24.06.2020 - Flossbach von Storch

La COVID-19 no es...


La COVID-19 no es...
Bloomberg

Para entender una crisis, a veces es necesario compararla con otras para establecer establecer posibles paralelismos que aporten indicios sobre cuál puede o podría ser su evolución futura. ¿Encontramos paralelismos en el caso de la COVID-19?

No son pocos los inversores que creen que las crisis siguen un guion y buscan paralelismos con otras crisis anteriores. El caso de la COVID-19 no es una excepción. ¿Encontramos crisis similares a la actual, independientemente de la forma?

Existen varias crisis que se prestan a la comparación: si tomamos como referencia la fuerza con la que la COVID-19 ha impactado en la economía mundial, expresada en términos de desempleo, tenemos la crisis económica mundial de la década de 1930, una crisis que cambió el mundo desde el punto de vista económico y en última instancia, también político. Debido a su magnitud se suele escoger la “Gran Depresión” para mostrar posibles paralelismos con todas las crisis de nuestra época.

¿Qué nos espera a partir de ahora?

También viene a la mente la crisis financiera que culminó con la quiebra de Lehman Brothers en 2008, y que a su vez siempre se ha comparado con la Gran Depresión. La mayoría de los participantes del mercado todavía tiene muy presentes sus repercusiones al igual que sus particularidades, detalles y la evolución de los precios. Tras los primeros retrocesos importantes de 2007 se produjo una recuperación igualmente importante antes de que las cotizaciones volvieran a alcanzar nuevos mínimos en 2008 y 2009. ¿Seguirá la bolsa en 2020/2021 el mismo guion, es decir, queda todavía lo peor por venir?

Nadie lo puede predecir con certeza, aunque creemos que hay fuertes motivos para que no esto no suceda. Sí, es posible que se produzcan retrocesos de precios en cualquier momento, y en vista del frágil entorno del mercado, también son probables, pero no se trata de un retroceso a nuevos mínimos, al menos no desde la perspectiva actual.

Al contrario que la crisis financiera, la crisis de la COVID-19 no es una «crisis sistémica» al menos por el momento, sino que ha venido provocada por un choque externo. Si se produjera una crisis sistémica porque los bancos vuelven a tener problemas, ni los políticos ni los bancos centrales deberían permitir que hubiera un segundo caso Lehman, ni siquiera para dar ejemplo. 

Los grandes bancos centrales ya han dado señales de que están en ello con todos sus recursos. Por ejemplo, la Reserva Federal estadounidense (Fed) realizó el 23 de marzo una promesa de apoyo prácticamente ilimitado. Otros bancos centrales no se quedarán atrás. Las ayudas masivas de los bancos centrales, junto con los paquetes masivos de estímulo económico están consolidando los tipos de interés en su nivel más bajo de forma permanente.

Por lo tanto, el mercado de renta variable marcará las pautas en los próximos años, aunque pueda llegar a fluctuar con fuerza en ocasiones.

 

Aviso legal:

Este documento contiene información comercial y no supone recomendación u oferta con el fin de suscribir participaciones.

La información en este documento se refiere a un subfondo de Flossbach von Storch, una Institución de Inversión Colectiva (IIC) debidamente registrada en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) bajo el número 1389. Se puede consultar la lista actual de distribuidores españoles autorizados en su página web (www.cnmv.es).

Este documento no especifica todos los riesgos y demás aspectos relevantes para la inversión en este subfondo. Si desea obtener información más detallada y antes de tomar la decisión de compra, le recomendamos consultar la documentación legal más reciente: el documento de Datos Fundamentales para el Inversor (KIID) específico del fondo y de la clase de acción, las condiciones del contrato, los estatutos, el reglamento de gestión, y los informes anual o semestral, si es más reciente que el último informe anual, que se encuentran disponibles gratuitamente en formato impreso y electrónico en español en las entidades gestora y depositaria correspondientes, así como en nuestra página web www.fvsinvest.lu. También están disponibles en Allfunds Bank (Complejo Pza. de la Fuente-Edificio 3, 28109 Alcobendas, Madrid, así como en su página web www.allfundsbank.com). Estos documentos son la única base vinculante en caso de compra.

Los distribuidores españoles deben poner a disposición todos los documentos oficiales obligatorios en forma impresa o a través de cualquier otro medio electrónico adecuado. Es aconsejable obtener más información y solicitar asesoría profesional antes de tomar la decisión de inversión.

El valor liquidativo (NAV, por sus siglas en inglés) más reciente se puede consultar en la página web de la sociedad gestora.

El tratamiento fiscal está sujeto a las circunstancias personales del inversor y puede cambiar en el tiempo. Por favor, consulte con su experto fiscal acerca de las disposiciones actuales en España.

Las rentabilidades pasadas no son garantía de las rentabilidades futuras. El valor de las inversiones puede fluctuar y los inversores pueden no recuperar la totalidad del importe invertido.

La información detallada en este documento y las opiniones expresadas en él reflejan las expectativas de Flossbach von Storch en el momento de la publicación y se pueden modificar en cualquier momento sin aviso previo. Aunque todos los datos se han recopilado con el mayor cuidado posible, los resultados reales pueden desviarse considerablemente de las expectativas. Al negociar participaciones en el fondo o acciones, Flossbach von Storch u otros socios contratantes pueden recibir devoluciones sobre gastos cargados al fondo por la sociedad gestora según el folleto de venta correspondiente.

Las participaciones o las acciones emitidas del fondo sólo se pueden vender u ofrecer en aquellos orden[1]amientos jurídicos en que se permita una oferta o una venta de este tipo. De esta forma, las participaciones o las acciones de este fondo no se pueden ofrecer ni vender dentro de los EE. UU., ni a cuenta o por cuenta de ciudadanos estadounidenses, tampoco de forma directa ni indirecta a "personas estadounidenses" ni a organismos que sean propiedad de una o varias "personas estadounidenses" según la definición de la "Foreign Account Tax Compliance Act (FATCA)". Además, este documento y la información que incluye no se pueden difundir en los EE. UU. La divulgación y la publicación de este documento, así como la oferta o la puesta en venta de participaciones/acciones de este fondo, pueden estar sujetas a restricciones en otros ordenamientos jurídicos.

© 2021 Flossbach von Storch. Todos los derechos reservados

Acceso a todos los artículos de opinión de Flossbach von Storch

Volver al listado